4/6/18

CUANDO ESPAÑA FUE CONSAGRADA AL SAGRADO CORAZÓN


















Monumento al Sagrado Corazón de Jesús en el Cerro de Los Ángeles



El 30 de Mayo de 1919 el Rey Alfonso XIII leyó la consagración de España al Sagrado Corazón de Jesús. Este acto se realizó en el Cerro de los Ángeles, cerca de Madrid, y ante un gran monumento de piedra del Sagrado Corazón de Jesús situada en lo alto del cerro. El Rey leyó la consagración de pie ante el Altar del Monumento con el Santísimo Sacramento expuesto. Al acto asistieron la familia Real, el Gobierno en pleno, otras Autoridades civiles, autoridades Religiosas y Militares.


El Rey Alfonso XIII lee la consagración de España al Sagrado Corazón de Jesús

TEXTO ÍNTEGRO DE LA CONSAGRACIÓN:


España, pueblo de tu herencia y de tus predilecciones, se postra hoy reverente ante este trono de tus bondades que para Ti se alza en el centro de la península. Todas las razas que la habitan, todas las regiones que la integran, han constituido en la sucesión de los siglos y a través de comunes azares y mutuas lealtades esta gran Patria española, fuerte y constante en el amor a la Religión y en su adhesión a la Monarquía.

Sintiendo la tradición Católica de la Realeza española y continuando gozosos la historia de su fe y de su devoción a Vuestra Divina Persona, confesamos que Vos vinisteis a la tierra a establecer el reino de Dios en la paz de las almas, redimidas por Vuestra Sangre y en la dicha de los pueblos que se rijan por vuestra santa Ley; reconocemos que tenéis por blasón de Vuestra Divinidad conceder participación de Vuestro Poder a los Príncipes de la tierra y que de Vos reciben eficacia y sanción todas las Leyes justas, en cuyo cumplimiento estriba el imperio del orden y de la paz.

Vos sois el camino seguro que conduce a la posesión de la Vida Eterna: luz inextinguible que alumbra los entendimientos para que conozcan la verdad y principio propulsor de toda vida y de todo legítimo progreso social, afianzándose en Vos y en el poderío y suavidad de vuestra gracia, todas las virtudes y heroísmos que elevan y hermosean el alma.


99 AÑOS DESDE QUE ALFONSO XIII CONSAGRÓ ESPAÑA AL SAGRADO CORAZÓN: CUENTA ATRÁS PARA EL CENTENARIO

El 30 de mayo de 1919 -fiesta litúrgica de San Fernando, Rey- el Monarca español Alfonso XIII se desplazó a 13 kilómetros de Madrid para inaugurar el monumento dedicado al Sagrado Corazón de Jesús y consagrar la Nación española a su protección. El acto tenía lugar en el Cerro de los Ángeles, ubicado en el centro de la geografía española.

El Nuncio de Su Santidad, Francesco Ragonesi, bendijo el Monumento. Luego, el Arzobispo de Madrid, Prudencio Melo, presidió la Santa Misa. Antes de la bendición final se leyó un telegrama del Papa Benedicto XV. El nuncio impartió la Bendición Papal y, a continuación, se expuso solemnemente el Santísimo Sacramento.


Estando entonces arrodillados todos los presentes, el Rey Alfonso XIII, de pie, en nombre del pueblo español, hizo lectura solemne de la oración mediante la cual se expresaba públicamente la consagración de España al Sagrado Corazón de Jesús: España, pueblo de tu herencia y de tus predilecciones, se postra hoy reverente ante ese trono de tus bondades que para Ti se alza en el centro de la Península… Reinad en los corazones de los hombres, en el seno de los hogares, en la inteligencia de los sabios, en las aulas de las ciencias y de las letras y en nuestras leyes e instituciones Patrias”.

En la columna que sostiene la imagen de Jesucristo se leen las siguientes palabras: Reino en España. Se daba así cumplimiento a la promesa hecha por el Sagrado Corazón de Jesús al Beato Bernardo de Hoyos –“Reinaré en España”–, a la vez que se materializaba en el país la petición del Papa León XIII al consagrar el género humano al Corazón de Cristo (11 de junio de 1889), expuesta en la Encíclica Annum sacrum.


Explanada del Cerro de los Ángeles hacia el Monumento. Procesión del Santísimo Sacramento

El próximo 2 de diciembre comenzarán los actos conmemorativos del primer centenario de la consagración de España al Sagrado Corazón de Jesús que tuvo lugar el 30 de mayo de 1919, por eso, la Diócesis de Getafe ha lanzado dos páginas webs con toda la información necesaria para este gran evento:(corazondecristo.es y cerrodelosangeles.es).

En el Cerro de los Ángeles se encuentra un Monumento al Sagrado Corazón de Jesús que muestra a Cristo con los brazos abiertos. Fue construido en 1919, posteriormente en 1944 se hizo una imagen de mayor tamaño. En la columna tiene inscrito “Reino en España” y en la base del monumento "Venid a mi todos los que estáis cansados y agobiados".


BLASFEMIA EN EL CERRO DE LOS ÁNGELES

Aquel 28 de julio de 1936 unos milicianos (no se sabe muy bien a qué responde ese nombre) intentaban fusilar la fe, lo inmaterial y la esencia del pueblo español. No he encontrado mayor escándalo, odio e ignorancia durante la Guerra Civil que este acto. Por eso lo recuerdo. Es necesario y bueno para la memoria.

El 7 de agosto del 1936 otro grupo de extraños personajes, quizá los mismos, corazón borracho de odio, dinamitaban lo que quedaba del Monumento. Le pusieron de nombre Cerro Rojo.

En las páginas escritas sobre el odio y la indignidad es el hecho más destacado de la Guerra Civil. Esa es la razón por la que no debemos olvidar actitudes que después de más de 80 años algunos asaltacapillas pretenden rememorar.

Es curioso que mientras los milicianos fusilaban la imagen del Sagrado Corazón en el Cerro de los Ángeles, el Gobierno de Madrid hacía propaganda en el extranjero afirmando la libertad de cultos y el respeto a la Religión en la zona de su dominio.


Fusilamiento por milicianos republicanos del Sagrado Corazón situado en el Cerro de los ángeles, en Madrid

Es difícil encontrar un acto más absurdo, incoherente y repugnante.

La imagen que se conserva del fusilamiento del Sagrado Corazón del Cerro de los Ángeles es lo suficientemente evocadora. No necesita palabras ni ningún tipo de propaganda. En los años 80 los restos del monumento fueron enrejados para evitar robos y profanaciones.

El nuevo Monumento recién restaurado y también los restos del que fue profanado. Aquello fue una blasfemia, expresión injuriosa contra la fe.

Es historia. Nadie recuerda ya el Cerro Rojo. Es y será siempre el Cerro de los Ángeles, un camino hacia el Cielo.

Aquel lugar, el Cerro de los Ángeles es Carmelo, el perdón y el camino hacia la bondad.



Francisco Javier de la Uz Jiménez



FUENTES CONSULTADAS:





No hay comentarios: