ESE EJÉRCITO QUE VES.
Y así, de modestia llenos,
a los más viejos verás,
tratando de ser lo más,
y de parecer lo menos.
Poetas Muertos
INICIO

27/2/14

La Infantería de Marina más antigua del mundo












La Infantería de Marina: por tierra y por mar desde 1.537


        Para la Infantería de Marina todo empezó el 27 de febrero de 1.537 cuando el Rey Carlos I de España y V de Alemania, asignó de forma permanente a las Escuadras de Galeras del Mediterráneo las Compañías Viejas de Mar de Nápoles. Los antiguos Arcabuceros, que en número de 30 guarnecían las galeras, fueron agrupados en un Cuerpo Especial y entrenados para combatir “por tierra y por mar”. Especializándose en actividades anfibias, como medio de proyección del poderío Naval sobre costas hostiles o potencialmente hostiles.

      Más tarde, en 1.566 con Felipe II, se constituyó como verdadera Fuerza de proyección de desembarco anfibio. Dada la extensión del Imperio español en la época, el Ejército necesitaba una Fuerza Especial capaz de realizar ataques concentrados y rápidos contra objetivos costeros. Nunca existió en la historia un Imperio con tal extensión, y para mantenerlo era necesario una Fuerza de élite acorde a su magnitud. La primera del mundo –le seguía la inglesa- y 238 años antes que los “marines” estadounidenses copiaran este Cuerpo de élite de la Armada.



(Soldado de Infantería de marina con uniforme de faena 1.887-98)



                  
                 
                    Himno de los Infantes     

                “Infantes de Marina
                marchemos a luchar,
                la Patria engrandecer
                y su gloria acrecentar,
               nobleza y valentía
               nuestros emblemas son:
               no abandonar la Enseña
               al ruido del cañón
               porque morir por ella
               es nuestra obligación”




       Existen cuatro grupos de esta élite: Fuerzas de Protección, el Tercio de la Armada, la Compañía de Mar de la Guardia Real y la Fuerza de Guerra Naval Especial.



El Tercio de la Armada


























Batallón Mecanizado de Desembarco BMD III























Cía. De Mar Océano de la Guardia Real


       Su historia como Unidad Militar se divide en cinco etapas. La primera, desde su creación en 1.537 a 1.717, destaca por englobar misiones de exploración en su mayoría: por ejemplo, la expedición a Argel en 1.541 o a San Salvador en Brasil en 1.625 destacan por su osadía. De 1.717 a 1.838, la Infantería se convierte en un Fuerza de ataque que sobresale por encima del resto con las conquistas de Nápoles y Sicilia en 1.732 o la reconquista de Buenos Aires en 1.806. La llegada de la modernidad supuso un cambio tecnológico pero no táctico, ya que las misiones tenían proyección internacional: las campañas de Cuba y Filipinas en 1.898, en las que España perdió sus últimos territorios de Ultra Mar, o la de África en 1.911, que supuso la gota que colmaba el vaso, marcaron un antes y un después en el devenir de esta Unidad. Las pérdidas de las últimas provincias internacionales llevaron al Gobierno de la II Republica a decretar su extinción. Con la finalización de la Guerra Civil, sus efectivos vuelven a aumentar de cara a la defensa del litoral. La creación de unas defensas de contención marítima para una supuesta invasión aliada, semejante al muro atlántico alemán, favorecieron su resurgimiento. En la quinta y actual etapa, desde 1.957, recupera de nuevo su carácter de Fuerza de Desembarco, justo a tiempo para las operaciones en Marruecos.

Composición

       En la actualidad, 4.680 efectivos divididos en cuatro grupos conforman esta rama del Ejército: Fuerzas de Protección. El Tercio de la Armada, la Compañía Mar Océano de la Guardia Real y la Fuerza de Guerra Naval Especial. Las Fuerzas de Protección, que cuentan con 2.000 efectivos, son las encargadas de garantizar la seguridad y protección de las Bases, Instalaciones, Centros, Organismos y personas de la Armada. El Tercio de la Armada está situado en San Fernando, Cádiz, ciudad a la que está vinculada desde 1.769, con la construcción del Cuartel de Batallones, que en la actualidad continua en uso. Destaca su proximidad a las instalaciones de la Base Naval de Rota, donde se encuentran los buques anfibios desde los cuales desempeña su principal Misión. Se encarga de las Operaciones militares en costa.  Son la principal potencia de fuego terrestre de la Infantería de Marina, disponiendo de la misma capacidad de fuego que un Soldado del Ejército de Tierra. 

Vehículos y Materiales

      El vehículo de asalto anfibio AAV en sus variantes 7C, 7P o 7R goza de una alta movilidad y autonomía de hasta 7 horas en el mar y 480 km por tierra, pudiendo transportar una media de hasta 13 personar con el equipaje completo. Como armamento dispone de ametralladoras, cañones y granadas, como es el caso del 7P, el mejor armado de los tres tipos. Al disponer de cadenas como medio de tracción, pueden desplazarse por terrenos muy diversos, lo que convierte a los AAV en el mejor aliado de las tropas de a pie.



























Vehículo de Asalto Anfibio AAV-7C

      El modelo Piraña está más enfocado a misiones de reconocimiento y apoyo logístico. Las ocho ruedas y la alta velocidad que alcanza de hasta 105 km/h le permiten abarcar cerca de 500 km de autonomía. Estas características técnicas condicionan su potencia de fuego, que es inferior al de los vehículos anfibios. Su versatilidad sirve a la Tropa como vehículo de combate, ambulancia, mantenimiento o zapador.



























Vehículo de combate de Infantería de Marina Piraña III

        La estrella es el Hummer norteamericano de la fábrica General Motors. El vehículo más utilizado en Misiones internacionales por las Potencias Occidentales sirve para desplazarse rápidamente, aunque resulta deficiente en blindaje en comparación con los otros. Ideal para protección de convoyes y para Misiones de reconocimiento, dispone de una pequeña torreta giratoria desde donde el ametrallador tiene una visibilidad y capacidad de fuego de 360 grados.





























Vehículo Hummer 1026 SEMIBLINDADO



Lancha de Desembarco LCM.1E desembarcando un Hummer


       El Tercio de la Armada también dispone de tiradores de precisión, cuya importancia es vital para reconocer y eliminar posibles enemigos desde una distancia de seguridad. Su camuflaje extremadamente detallado y los fusiles de precisión Barret y Accuracy les permiten atacar tanto a vehículos como a personas con los que consiguen tiros eficaces entre 600 y 1.500 metros. Las parejas de observador y tirador pueden permanecer hasta meses sobre el terreno esperando el momento para ejecutar el disparo perfecto o para señalar objetivos vitales como altos Mandos o Centros de Operaciones del enemigo. Cuando el conflicto se traslada a alta mar, las Unidades especializadas cambian. En este caso, entra en acción la Fuerza de Guerra Naval Especial que se centra en la defensa de embarcaciones, bien para reconocer el cargamento y tripulación, bien para neutralizar fuerzas enemigas.


Fusil de precisión Barret M95



Fuerza de Guerra Naval Especial



Fuerza de Guerra Naval Especial (FGNE)


Fue creada el 1 de Junio de 2.009, es la Unidad de Operaciones Especiales de la Armada y está especialmente preparada, capacitada y equipada para realizar, principalmente, cometidos de operaciones espaciales sobre, bajo y desde la mar en el entorno marítimo y en el litoral. La Guerra Naval Especial requiere de una especialización y unas capacidades extras superiores a las de una Unidad de Operaciones Especiales tradicional.
Está constituida principalmente, por miembros del Cuerpo de Infantería de Marina y del Cuerpo General de la Armada, capacitados para realizar cometidos que requieran mayor riesgo y especialización, es por eso que  su selección, formación  y preparación debe ser  tan exigente, selectiva y especializada.


Las  diez principales gestas de la Infantería de Marina

Cuyo lema es «Valientes por Tierra y por Mar»

1. Argel (1.545 y 1.575)

       Proyectada en las Galeras para pelear el dominio del «Mare Nostrum» al Imperio Otomano, los Infantes de Marina tienen actuaciones destacadas en las expediciones militares en Argel, que tenían el objetivo de castigar el puerto desde donde partían los barcos berberiscos para imponer su ley.
      El número de hombres de guarnición por buque quedó establecido en un total de 125, incluidos el Capitán, el Alférez, el Sargento, un Pífano y un Tambor.

2. Lepanto (1.571)

     El 7 de octubre de 1.571 la Santa Alianza vencía a la flota turca en la batalla de Lepanto. Fue «la más memorable y alta ocasión que vieron los pasados siglos, ni esperan ver los venideros», tal y como plasmó Don Miguel de Cervantes, uno de los Infantes de Marina insignes que participaron en la batalla. La Infantería de Marina fue la primera en abordar la galera «Sultana» del Almirante otomano Allí Pacha. Hoy día el Pendón de la Galera se conserva en la Catedral de Toledo.

3. Conquista de las Azores y Tercera (1.582)

     Fue el primer gran desembarco de una fuerza naval. Sucedió en la isla Tercera del archipiélago de las Azores, donde la Marina española frenó a Francia en sus pretensiones en esa parte del Atlántico. Esta batalla se situaba en el contexto de sucesión al trono en Portugal tras la muerte del Rey Sebastián I. Se enfrentaron 25 naves españolas, comandadas por Don Álvaro de Bazán, contra 60 naves francesas, comandadas por el Almirante Felipe Strozzi quien falleció en la batalla.

4. La Habana, defensa del Castillo del Morro (1.763)

      Una de las características del uniforme de los Infantes de Marina es el pantalón de doble franja roja, distintivo de Cuerpo de Casa Real, (actualmente sólo la Guardia Real y la Infantería de Marina tienen derecho a usarlo en España). Dicha distinción se le dio tras la feroz defensa realizada del Castillo del Morro de La Habana en 1.763.

5. Expedición a Pensacola (1.770)

     La batalla de Pensacola o Panzacola fue librada entre españoles, que apoyaron a los revolucionarios estadounidenses, contra los británicos por el dominio de La Florida, cedida siete años antes a Inglaterra a cambio de la devolución de La Habana y Manila.

6. Toulouse (1.814)

    Durante los primeros meses de 1.814 los Batallones de Marina de Ferrol son las primeras fuerzas españolas que entran en Francia persiguiendo al Ejército napoleónico, y es en su propio país en donde el 10 de abril terminan una campaña de seis años contra el Ejército invasor, tomando la ciudad de Toulouse con demostración de gran bravura y arrojo, motivo por el cual la corona concede a los Batallones de Marina ferrolanos la «Corbata de Tolosa», en cuya cruz aparece la leyenda «Valor y disciplina».

7. Conchinchina (1.858)

      Un siglo antes que los «marines» estadounidenses pisaran Vietnam, los Infantes de Marina españoles arribaron a la Cochinchina, junto con tropas francesas, para realizar una expedición de castigo contra los lugareños tras el asesinato de varios misioneros españoles y franceses. El militar español al frente de las tropas fue el Coronel Carlos Palanca. El 10 de febrero de 1.859 las tropas aliadas atacaron Saigón y el 17 asaltaron la ciudad y se apoderaron de 100 cañones, gran cantidad de municiones y víveres que sirvieron para abastecer a 8.000 hombres durante un año.

8. San Pedro Abanto (1.874)

      Tras las Guerras Carlistas, el Reinado de Amadeo de Saboya y la efímera I República se restablece la dinastía Borbón en la persona de Alfonso XII. No obstante se recrudecen las hostilidades en 1.874, comenzando la Tercera Guerra Carlista. Se ordena el alistamiento del 2º Batallón del 1º Regimiento de la Infantería de Marina sito en San Fernando, que al mando del Teniente Coronel Joaquín Albacete Fuster, comienza la campaña combatiendo en Cuenca y Guadalajara. Continúa en Bilbao, centro del poderío carlista, produciéndose en esta campaña las acciones de Somorrostro, San Pedro de Abanto y Caserío de Murrieta.
       Esta época de duras campañas expedicionarias está jalonada de héroes del Cuerpo. De entre todos ellos destacan el Teniente Coronel Albacete Fuster, que tras duros combates con los carlistas rompió el frente en San Pedro Abanto llegando hasta Murrieta en una brillante carga a la bayoneta en 1874, acción por la que se concede al 2º Batallón la corbata Laureada de San Fernando. Hoy día la Escuela de Infantería de Marina de Cartagena se denomina “General Albacete y Fuster”.

9. Larache (1.911) y Alhucemas (1.925)

      En las primeras décadas del siglo XX las Unidades del Cuerpo se distinguen en África en numerosas ocasiones, destacando el desembarco de Larache de 1.911 y el de Alhucemas de 1.925, en vanguardia de la columna del General Fernández Pérez. Además, fue la primera vez en la historia en la que las fuerzas de apoyo aéreo al desembarco, las fuerzas navales y las fuerzas de tierra actuaron bajo un mando unificado, (el de Miguel Primo de Rivera), creándose así el concepto moderno de desembarco anfibio, que se implantaría en la II Guerra Mundial.

10. Bosnia, Haití, Líbano y Afganistán

        En la era de las misiones internacionales de finales del siglo XX y principios del XXI, la Infantería de Marina se ha desplegado en Bosnia y Herzegovina 1.996-2.010, Haití -en 2.005 despliegue por los únicos medios de la Armada de casi 600 infantes durante año y medio-, Líbano en 2.006 (casi 600 infantes de Marina en una semana embarcados y desplegados «en el fondo del saco del Mediterráneo») y en Afganistán desde 2.008, con ocho infantes de Marina que conforman un equipo ACAF (Adquisición y Control de Apoyo de Fuegos), encargado de enlazar con Aire en caso de un hostigamiento o ataque enemigo.



Infantes de Marina rumbo a Bosnia (EFE)



Desde 1.537 valientes por tierra y por mar



Francisco Javier de la Uz Jiménez


Fuentes consultadas:

5 comentarios:

Gonzalo Rodríguez-Colubi Balmaseda dijo...

Una vez más mi enhorabuena por el reportaje, Javier. Precioso y muy documentado. Y ni que decir tiene que merecidísimo por nuestra heroica Infantería de Marina.
Con tu permiso se lo envío a mi hermano José. Amigo del General Chicharro, ilustre y fiel componente de los valores que reza su lema “Valientes por Tierra y Mar”

Francisco Ángel Cañete Páez dijo...

Magnífico artículo Javier; muy bien documentado , y si como es sabido , la antigüedad en el Ejército cría grados como las buenas soleras, los españoles amantes de nuestras Fuerzas Armadas, bien podemos sentir el legítimo orgullo de que nuestra Infantería de Marina sea la más antigua del mundo. Te reitero mi enhorabuena por tan brillante artículo.

Santi Villalvilla dijo...

He tenido la magnifica oportunidad de trabajar como jinete del arma de Caballería codo a codo con la gloriosa Infantería de Marina en varios escenarios nacionales y extranjeros (Bosnia i Hercegovina, Líbano) y solo tengo palabras de agradecimiento para estos valientes hombres, infatigables trabajadores y expertos y eficaces en el desarrollo de sus misiones.

Francisco M-Esparza dijo...

El RD 1888/1978 de 10 de Julio concedia a la Infanteria de Marina la antiguedad del año 1537,perteneciente al Tercio Viejo de la Infanteria española,Milan , actualmente Rgto Infanteria Principe. Al decir en el RD que esta antiguedad correponde al Tercio Nuevo de la Mar de Napoles, la antiguedad de este Tercio es de 1566 es decir 29 años posterior. En tiempos de Felipe II no se vinculo ningun Tercio de Infanteria española a la Escuadra de Galeras. Ver libro "Felipe II y su tiempo del catedratico Manuel Fdez. Alvarez. Cervantes no combatio en el Tercio que le da la antiguedad de 1537 a la IM si no en la Cia de Diego de Urbina en el Tercio de Moncada, por tanto es soldado de la Infanteria española.

Javier de la Uz dijo...

Don Francisco M-Esparza, mis fuentes consultadas, son las que aparecen al final del artículo. Ni son mejores ni peores que las descritas en el libro “Felipe II y su tiempo” del catedrático Manuel Fdez. Álvarez, son distintas.

Usted sabe también como yo, que la Historia, según quien las escriba, es de una manera u otra. No hay ninguna en total posesión de la verdad.
Una de esas fuentes, es la Web Oficial de la Armada Española. Ministerio de Defensa y dice:
…. Es la continuadora de las gloriosas tradiciones de los Tercios de la Mar Océano y, por lo tanto, la heredera de la gloriosa historia del Cuerpo de Infantería de Marina más antiguo del mundo (1537).
La tradicional y antigua designación de "Tercio Armada" se recupera con el Decreto 1.148/1968. Esta nueva unidad tomó como base al Grupo Especial, constituyendo el núcleo fundamental de las fuerzas de Infantería de Marina. El Tercio de Armada adoptó como escudo el águila bicéfala coronada y sobre ella los escudos del Tercio de Armada del Mar Océano (1566) y el Tercio Nuevo de la Armada del Mar Océano (1682).

Le quedo agradecido por sus aportaciones que aclaran más, si cabe, la historia de nuestra gloriosa Infantería de Marina, orgullo de todo buen español.

Reciba un fuerte abrazo

Javier de la Uz