ESE EJÉRCITO QUE VES.
Y así, de modestia llenos,
a los más viejos verás,
tratando de ser lo más,
y de parecer lo menos.
Poetas Muertos
INICIO

17/1/13

GESTAS OLVIDADAS


2013, el año de las gestas olvidadas de Ponce de León y Núñez de Balboa


(ABC.es 1 de Enero de 2013)

España no es muy dada a reconocer a sus héroes, pero en 2013 tiene buenos motivos para hacerlo. El año que hoy comienza se cumplirán cinco siglos de dos grandes gestas que marcaron el rumbo de la historia y cuyos protagonistas fueron dos españoles: Juan Ponce de León y Vasco Núñez de Balboa.
El primero de ellos desembarcó en la primavera de 1513 en una exótica tierra que, por ser descubierta el Domingo de Resurrección, fue bautizada como Tierra de la Pascua Florida.


 Con su hallazgo puso al continente norteamericano en el mapa y dio los primeros pasos de la presencia europea en el territorio que con el tiempo se convertiría en los Estados Unidos.
Con Ponce de León comenzó un periodo ininterrumpido de más de 300 años de presencia española en América del Norte, desde Florida hasta Alaska, un periodo que tanto a uno como a otro lado del Atlántico ha sido a menudo orillado en los libros de historia.
Pocos meses después de aquel descubrimiento histórico y algo más al sur, otro español, Vasco Núñez de Balboa, alcanzaba con la vista lo que en su momento denominó «el Mar del Sur». En realidad, lo que divisó desde el istmo de Panamá el 25 de septiembre de 1513 era bastante más extenso que en un simple mar. De hecho, era el oceáno más grande de la Tierra. Núñez de Balboa acababa de descubrir el Pacífico.

En el caso del quinto centenario de la llegada de Ponce de León a las costas de Norteamérica, en Florida se van a organizar una larga serie de eventos conmemorativos a lo largo de este año. En este estado, las autoridades son conscientes de que la historia de Estados Unidos no se comprendería sin sus orígenes españoles. En la primera ciudad de Norteamérica, San Agustín, fundada por el asturiano Pedro Menéndez en 1565, aún ondea la antigua bandera con la cruz de Borgoña de los españoles.


Nochevieja española en Miami
Para abrir boca, en la Nochevieja en Miami el quinto centenario del descubrimiento de Ponce de León tenía un importante protagonismo. El programa de actos en el frente marítimo de la ciudad incluía un espectáculo de flamenco y una transmisión en vivo con España para disfrutar del año nuevo y celebrar los cinco siglos de lazos a ambos lados del Atlántico, según la Fundación España-Florida 500, creada para conmemorar el V centenario.
El grueso de la conmemoración, no obstante, se espera que se centre a comienzos de abril, coincidiendo con la fecha en que se cumplirán 500 años exactos desde que Ponce de León pisara tierras floridanas. No obstante, lo más esperado en Florida es que el Rey acepte la invitación para estar presente en las conmemoraciones.
Entre tanto, en Panamá se han programado exposiciones, festivales de teatro, música y danza, congresos y eventos deportivos, entre otros, para recordar la gesta de Núñez de Balboa. Una de las acciones estrella es la restauración de su pila donde fue bautizado en la iglesia de San Bartolomé de Jerez de los Caballeros (Badajoz) y la construcción de una réplica que se quedará Panamá, cuyo gobierno costea este proyecto.
Hasta el momento, no se han concretado acciones conmemorativas por parte del Gobierno central para una ni otra efeméride.
                                                                                            Gonzalo Rodríguez-Colubi Balmaseda

11 comentarios:

G. uillermo dijo...

Estimado Gonzalo,

Al menos hay personas, como tú, que no olvidan estos magníficos hechos, que en caso de haber sido realizados por paisanos de otros países, seguramente, serían ampliamente divulgados y festejados...lo malo para esos países es que no lo hicieron, mala suerte para ellos.

¡Luego dicen que los españoles somos orgullosos!....serían los de otras épocas.

Un abrazo.

José Antonio dijo...

¿Gestas olvidadas o Gestas desconocidas? Por lo que a mí respecta, las considero más desconocidas que olvidadas. Y más cuando ahora me está impidiendo pensar esta invernal tarde gris que no sé cómo ha conseguido atravesar el cristal de mi ventana y se ha abrazado a mi alma –supongo que (corta de vista ella) me habrá visto tan viejo que habrá pensado que sufría yo de soledad–; ¡craso error!, estando ya acompañado de tantos compañeros amigos, Soldados heroicos, beneméritos e inmortales, de los que adornan las páginas anteriores del blog y que ya gozan de:

Ese título honroso que la Patria, amorosa, les asegura
a aquellos soldados que, siendo hombres cabales desde su materna cuna,
en el servicio patrio no le tengan temor a la prematura sepultura.

Estando acompañado por ellos, ¿cómo podría yo sufrir soledad, ni mucho menos sentirme viejo? –Pero, dale; ahora la tarde gris se pone a cantarme aquel tango de Gardel, que decía: ¡Qué ganas de llorar en esta tarde gris! En su repiquetear la lluvia habla de ti…

Bueno, volviendo a la realidad. La Historia de España, es mucha historia y muchas gestas. Con todo y al resultar ser ella la más espectacular narración de aventuras reales con nombres propios que haya podido escribirse; he de reconocer que resulta inabarcable. Y los interesados en ocultársela a las jóvenes generaciones, lo tienen muy fácil…

Pero, por otra parte y ahí viene lo inocultable e indeformable, el resultado actual visible del esfuerzo histórico realizado desde hace dos mil años por el pueblo español, transmitiendo y difundiendo de modo determinante los fundamentos espirituales existenciales que iban conformando la civilización occidental: Quinientos millones de almas sienten la Hispanidad y, con ella se defienden de la masificación globalizadora inane.

Por mucho botellón y mucha drogadicción y mucha música del bacalao, etc., yo encuentro la raíz del alma hispana en todo chaval con el que tengo ocasión de departir dos minutos. ¡Por mucho que le pese a la canalla masónica globalizadora…!

José Antonio Chamorro Manzano
XVI Promoción A G M

Ángel González dijo...

Creo que merece la pena desde aquí contar las hazañas y gestas de los españoles , por lo menos las menos conocidas.
Ángel.

José Antonio dijo...

Conforme con lo que dice Gran Jefe Ángel. En el sitio,

http://www.flickr.com/photos/alejandro5000/sets/72157624159993535/

he visto una interesante reseña (texto y fotografías) referente al monumento escultórico ubicado en la Ciudad Universitaria madrileña, en homenaje a Vasco Núñez de Balboa.

G. uillermo dijo...

Comparto sin condiciones todas las iniciativas de Gonzalo, y respeto y asumo las opiniones de nuestro querido Ángel y lógicamente las del Maestro José Antonio.

En mi opinión, uno de los valores (entre otros) que deben adornar a todo hombre es su afán de conocimiento, en el caso que nos ocupa, el conocimiento de nuestra historia.... ¿Cómo vas a saber dónde vas?.... si no sabes de donde vienes.

En mi caso, actualmente, casi he renunciado a mirar y a opinar sobre la asquerosa realidad, en la que algunos/muchos nos están obligando a vivir, y me he refugiado en el conocimiento de hombres que, con todas sus carencias y defectos, al menos lucharon por obtener los logros, que ellos consideraban legítimos, desde unos valores que les habían sido inculcados y aprendido a "sangre y fuego"; y además, como los hechos deben acompañar a las palabras....intento divulgarlos.

Otra cosa es que, debido a no contar con los conocimientos y experiencia del maestro, no vea con tanta claridad y frecuencia, esas raíces a las que alude, pero como supongo que, por su estupendo espíritu, tiene toda la razón...voy a seguir buscándolas, aunque estén demasiado escondidas...en muchos casos.

Un abrazo.

José Antonio dijo...

Mi querido Maestro Guillermo: Sabias y sinceras palabras tuyas, que yo suscribo sin reservas excepto en la parte que a mí me elogian. Está claro, soy el de más edad, y ello me proporciona conocimientos y experiencias que todavía no me habían sido posibles cuando tenía tu edad de ahora. No quiero dar a entender que mi criterio haya de ser más acertado que el de nadie más joven que yo; únicamente, que si quiero ser sincero y en alguna medida creíble he de atenerme a mis conocimientos y experiencias que sí doy por ciertas.

Centrándonos en los aspectos que debatimos habitualmente sobre esa anómala realidad en la que nos están obligando a vivir, puedo decir que guardo en mi memoria recuerdos de personas que me rodeaban desde que yo tenía cinco años. Así empecé a conocer a protagonistas que habían participado en la guerra civil, a gente de trinchera de ambos bandos y a simples seguidores vehementes de las respectivas ideas. Aún me atemorizan las discusiones, a gritos de trueno, llenas de juramentos y amenazas hasta homicidas que se intercambiaban en los pequeños pueblos en los que tuve residencia. Pero el tiempo iba pasando, yo iba ganando en capacidad de juicio, y llegó un momento en el que dejé de sentir miedo de ciertas personas; con ello y escuchando opiniones de personas mayores llegué a la conclusión de que las personas terribles y enemigas de otrora habían cambiado, en alguna medida se habían moderado e igualado ellas ahora. Y llegué a ver ancianas a algunas de estas personas; nadie extraño podría opinar sobre cuáles fueron su bando ni sus ideas de juventud, tal era su similitud alejadas de la política disgregadora impuesta otrora (y otra vez ahora) desde fuera. Todos eran igual de españoles; su raíz humanista, la secular que nos distingue de otros pueblos; sus hijas e hijos se casaban si se daban las circunstancias y ajenos a olvidadas enemistades paternas.

(seguirá)

José Antonio dijo...

Pues esa parte de mi currículum que hube de interrumpir en mi comentario anterior, en realidad no tenía mayor finalidad que la de ofrecer una prueba mensurable –a quienes no me conozcan– de la actual dimensión de aquél. Porque, en realidad, cada persona vamos realizando nuestro personal e imborrable currículum (es Ley existencial divina), y en él van siendo acumulados nuestros frutos para su disfrute (o pesar) en la Otra Vida. Y hasta entonces, no podremos comprobar la calidad, sino estimar la ejemplaridad, de los currículums (en especial las de los ajenos).

La Auténtica Teología nos enseña que todos estamos dotados con el mismo Código Genético Divino –Dios no hace unas almas mejores que otras. Sus designios son universales–. Dicho código (de dotación individual) constituye nuestro motor existencial, principalmente de los sentimientos de Amor, de Vida y de Acción; aunque luego, la libertad plena que nos otorga Dios nos faculte para darle una interpretación u otra, e incluso para ignorarlo de modo especulativo racional. Pero de modo instintivo-vegetativo todo ser vivo nos atenemos fielmente a ese Código, de por vida.

Las almas empiezan a diferenciarse unas de otras, cuando reciben el código genético progenitor, el que proporcionan genéticamente la madre y el padre –que lógicamente alguna diferencia genética han de presentar con respecto a cualquier otra madre o padre–. Así, mediante el recibido código genético genealógico, cada individuo empieza a hacerse único, inconfundible; aunque la convivencia sociable de grandes grupos vaya permitiendo adquirir a los individuos caracteres similares (raíz existencial común). Y tenemos motivos históricos sobrados para poder afirmar que la raíz humanista de los españoles tiene ya una antigüedad de más de dos mil años.

En mi caso, mi tendencia instintiva se dirige a descubrir la raíz humanista de los españoles en edad militar. No podían ser en vano mis dieciocho años de teniente y capitán con reclutas y soldados de las quintas de reemplazo que cumplían el entonces vigente Servicio Militar nacional. Y vivo tranquilo respecto al futuro del pueblo español; aunque un poco escondida ella, veo perfectamente vigorosa su raíz humanista; tan sólo necesitada ésta de acertada motivación filosófica existencial y de modélicos guías. Con el añadido ahora de que nos han traído a casa la cantera para la recluta voluntaria de la tropa para los grupos de Regulares que sean necesarios para sustituir las bajas producidas por esos españoles víctimas de la canalla partitocrática antinacional, que los hace renegar de su ser español y convertirse en anónimos integrantes indefensos de la masa deshumanizada y globalizada destinada a ser la carne de cañón para la siguiente Gran Guerra que masónicamente están organizando.

Gonzalo Rodríguez-Colubi Balmaseda dijo...


http://www.abc.es/sociedad/20130401/abci-florida-quinto-centenario-201303282354.html

José Antonio dijo...

Gonzalo: Muchas gracias, por ese tan interesante aviso.

Gonzalo Rodríguez-Colubi Balmaseda dijo...

Anthony J. Candil (Remitido)
International Business Development (IBD)
2051 Gattis School Road, Suite 540#109
Round Rock, Texas 78665
USA

El explorador y "descubridor" de Florida había sido caballero en la corte de los Reyes Católicos, jinete, y combatió en la guerra de Granada entre 1481 y 1492, y en 1502 a las ordenes de Don Nicolás de Ovando se instalo en la actual República Dominicana -antes La Española-,...
En 1506, tras la muerte de Colon, fue designado gobernador de la actual Puerto Rico, antes Borinquen, y fundó la actual San Juan en 1508...
Es cierto lo de que buscaba la fuente de la eterna juventud y así dio con Florida, el 2 de abril de 1513, y efectivamente por ser la época de la Pascua Florida católica, llamo a ese territorio FLORIDA,....quizás lo más importante es que en ese viaje descubrieron la Corriente del Golfo (Gulf Stream), muy util posteriormente para la navegación, pero eso no lo aprecio Ponce, que como yo, borrico y jinete, no se dio cuenta,....eso lo descubrió su navegante, un tal Antón de Alaminos,..Que si era marino,...
Parece que el primer punto de desembarco en Florida pudo estar cerca del actual Cape Kennedy (antes Cabo Cañaveral), donde están las instalaciones de la NASA, aunque no sería hasta 1521 cuando intentó el comienzo de la colonización llevando al territorio de la Florida, a una zona que podría ser la actual área de EVERGLADES -una zona muy pantanosa-, una expedición de colonos y agricultores, junto con misioneros y soldados,....Recordad que la "colonización" española siempre se basó sobre tres pilares: Agricultores/ganaderos, Misioneros, y Soldados...., llevando además diverso ganado, y muy especialmente caballos...
La colonia no prospero, posiblemente dada la naturaleza pantanosa y casi insalubre del terreno, y Ponce resulto herido por una flecha envenenada de los indios calusa, muriendo después en La Habana,....Sus restos, tras varias peripecias, están enterrados hoy en la catedral de San Juan Bautista en San Juan de Puerto Rico.
Ponce ni fundo ninguna ciudad ni nada en Florida, no tuvo tiempo. La lucha contra los indios que poblaban Florida fue tremenda, y los últimos indios Seminolas se rindieron a los Estados Unidos en 1842,....más de 300 años después!!! A Ponce le sucedió Hernando de Soto, de Extremadura -se dice que de Jerez de los Caballeros, o de Barcarrota, ambas en Badajoz según el insigne Garcilaso de la Vega,-, pero ya en 1539, y como tal importo rebaños importantes de cerdos ibéricos al territorio de Florida!!!. ESTO VA DIRIGIDO A MI PADRE, EN ESPECIAL, YA QUE EL ES DE BADAJOZ,.......Hernando de Soto también murió en su intento y Felipe II acabo cancelando cualquier nueva expedición a la zona, ante la aparente falta de interés económico del territorio,.....Que poco sabían!!! Parece que Hernando de Soto murió de malaria, en 1542, en algún sitio entre la actual Arkansas y Luisiana, y su cuerpo arrojado al rio Mississippi. Nunca se ha encontrado, lo cual no es de extrañar,....en el Mississippi abundan los cocodrilos…. (Continúa)

Gonzalo Rodríguez-Colubi Balmaseda dijo...

….Hernando de Soto era también oficial de Caballería, no era marino, no nos equivoquemos,.....y previamente había participado en la conquista de Perú, bajo el mando de Pizarro. Llego a explorar ligeramente el Este de la actual Texas, pero Hernando de Soto tampoco tuvo éxito como os he dicho, las luchas con los indios fueron terribles, ....y España solo recobro el interés por la zona, al igual que paso en Texas más tarde, cuando se supo que los franceses habían puesto el pie allí, ya en 1562-1564, cuando Jean Ribault y su segundo, Rene Goulaine de Laudonniere, establecieron sendas colonias en la actual Parris Island -el centro principal de instrucción de los Marines hoy-, y en la actual Jacksonville -entonces Fort Caroline-, parea asentar en ellas a los protestantes franceses HUGONOTES, huidos y perseguidos en la Francia católica. Los españoles -al mando de Don Pedro Menéndez de Avilés-, en 1565, conquistaron estos lugares y parece que ejecutaron sumariamente a cuanto francés capturaron, y la zona acabo llamándose Matanzas...Hoy lo menciona en su editorial el New York Times. Fue Menéndez de Avilés quien fundó la ciudad de San Agustín (St Augustine, considerada la ciudad más antigua habitada sin interrupción en USA, aunque ese honor está en disputa con Santa Fe, New México -fundada en 1610 por Juan de Onote-, si bien es cierto que Santa Fe, tras una revuelta de los indios Pueblo en 1690 fue evacuada temporalmente por los españoles).
Lo que no menciona el New York Times es que, dos años mas tarde -hacia 1567-, los franceses, nuevamente, reconquistaron Fort Caroline, y ahí también asesinaron a todos los españoles, probablemente en represalia.
Florida sufrió numerosas vicisitudes y España acabo cediéndola a Inglaterra en 1763 a cambio de La Habana, que había sido conquistada por los ingleses durante la guerra de LOS SIETE ANS, pero se recupero nuevamente en 1783, tras la guerra de independencia norteamericana,...
Finalmente, en 1819, tras el llamado tratado Adams-Onis, España (Fernando VII, un Bobón tuvo que ser), vendió la Florida a los USA por 5 millones de dólares, comprometiéndose USA a olvidarse de Texas, lo que acabo mal ya que en 1821, Texas paso a ser mejicana, al independizarse Méjico de España, y acabaría siendo norteamericana finalmente en 1845, lo que desencadeno una guerra entre USA y Méjico, en la que USA además conquisto el actual New México, Arizona, y California. Pero eso es ya otra historia....
Espero no haberos aburrido demasiado.
Un fuerte abrazo
Antonio