ESE EJÉRCITO QUE VES.
Y así, de modestia llenos,
a los más viejos verás,
tratando de ser lo más,
y de parecer lo menos.
Poetas Muertos
INICIO

29/7/11

LA ETERNA MANIPULACIÓN DE LA IZQUIERDA


Consideraciones sobre el atentado de Oslo


JOSÉ JAVIER ESPARZA. Intereconomía


1. No es lo mismo un atentado ejecutado por un grupo, más o menos organizado, que un atentado perpetrado por un individuo solo. Las diferencias son notables en cuanto a las implicaciones políticas y sociales del hecho. En este caso, todo apunta a que es obra de un individuo, "solo o en compañía de otros", pero sin conexion orgánica con ningún grupo que haya actuado antes o vaya a actuar después.
2. Siendo la obra de un solo individuo, las motivaciones ideológicas ocupan un lugar secundario respecto al perfil individual del sujeto. Es fácil entenderlo: no habrá otros Breivik -de momento, Dios lo quiera- porque Breivik sólo hay uno y ya está en la cárcel. Por eso en este blog me han interesado más las motivaciones personales del asesino y su perfil psicótico.
3. Ante barbaridades como la de Oslo, es demasiado fácil atribuir al malo las ideas que uno mismo detesta. En esto la izquierda suele ser magistral: los mismos que exculpan al islam por el terrorismo islámico o al separatismo por el terrorismo etarra, los mismos que homenajean a asesinos en serie como el Che Guevara o Marcos Ana, se apresuran sin embargo a culpabilizar a la derecha genérica o a los cristianos en general por el crimen de un tipo que dice ser -entre otras cosas- cristiano y de derechas. No es serio. Es más: es criminal, porque crea odios nuevos.
4. Lo que sabemos de Breivik es lo que él mismo ha escrito en su pedantesco fárrago. De esas páginas se deduce un caótico perfil ideológico construido con elementos heteróclitos e incongruentes: antinazi y sionista, pero racista hasta el delirio; cristiano, pero anticatólico; conservador, pero incapaz de entender un orden social espontáneo; odia a los musulmanes, pero mata a los noruegos. Reducir a "fundamentalista cristiano y ultraderechista" el perfil del sujeto es simplemente mentir. Y por otro lado, sus ideas son lo suficientemente incongruentes como para prestarles demasiada atención.

5. Lo mismo cabe decir, creo yo, de su pertenencia masónica, que en realidad es la única filiación comprobada de este sujeto, pero que hay razones para considerar tan extraviada como todo lo demás. Lo que hay en la cabeza de este señor es un batiburrillo de lecturas esoterizantes que no es posible tomar en serio, intelectualmente hablando. A eso me refiero cuando hablo de "sucedáneos". No es posible describir una realidad objetiva a través de la visión de una mente perturbada.
6. La "conexión satanista", a la que los medios han prestado poca importancia, a mí me parece sin embargo, muy reveladora. Hay que estar como un cencerro para pensar que el mal es digno de adoración. Aquí se acentúa el perfil del psicópata y pierde relevancia todo lo demás.
7. La reacción del poder ante este crimen ha sido de libro: un tipo mata a otros 70, luego es preciso vigilar de cerca... a quienes el poder quiere vigilar. Es fácil entender que el poder necesita enemigos visibles a los que señalar, pero esto no deja de ser retórica. ¿A quién señalar y vigilar? ¿A los partidos de la derecha escandinava anti-inmigración? Pero es que precisamente Breivik no tenía relación con ellos.
8. Por otro lado, que la inmigración se ha convertido en un problema en Europa es un hecho objetivo, y no cambia por estos crímenes. Incluso al revés: alguien debería preguntarse si una situación de fragilización social no precipita reacciones psicóticas como la de este criminal.
9. Lo que queda ahora por averiguar es materia policial: uno, si el psicópata actuó solo o con la asistencia logística de otros como él; dos, por qué la policía noruega lo hizo tan rematadamente mal. Sobre eso sabremos más cosas en las próximas semanas.

JOSÉ JAVIER ESPARZA. Intereconomía

Gonzalo R-Colubi Balmaseda

5 comentarios:

Chevi Sr. dijo...

La solución la tiene "Tomás y no sé qué más", el líder socialista madrileño,(tiembla Esperanza); "No sé qué más, Tomás", dice que el atentado se ha producido por conceder unos canales de TDT a Telemadrd. No estoy de coña, han dado la noticia hoy en ESRADIO.

G. uillermo dijo...

""hasta en el «salón de sesiones» del Congreso, donde se veían diputados algunos de los cuales procedían de la hez social"".

""fanatismo político; odio político; inconsciencia o mala fe cívica y patriótica"".

Ya lo dejó escrito un gran autor en este blog.

José Antonio dijo...

15 de febrero de 1898. Hundimiento por voladura interna en el puerto de la Habana, del acorazado Maine, estadounidense.
Consecuencia: Declaración de guerra contra España.

28 de junio de 1914. Atentado de Sarajevo; un terrorista bosnio asesina al heredero de la Corona del Imperio austrohúngaro.
Consecuencia: Estallido de la Gran Guerra (I Mundial).

13 de julio de 1936. Asesinato de Estado, contra José Calvo Sotelo.
Consecuencia: Estallido de la guerra civil en España; guerra planificada, organizada y dirigida en el bando republicano por los serviles marionetas internacionales del imperialismo totalitario globalizador inane (demócratas, comunistas, anarquistas, pacifistas, tontos útiles, etc.).

7 de diciembre de 1941. Ataque japonés sin declaración de guerra, contra la estadounidense Flota del Pacífico, en Pearl Harbor (Hawai).
Consecuencia: Entrada en la II G M de los EE UU.

11 de septiembre de 2001. Atentado contra las Torres Gemelas de Nueva York.
Consecuencia: Coalición internacional para las guerras contra Irak y Afganistán…

22 de julio de 2011. Atentados de Oslo (Noruega), en el marco de una convulsa agitación económica y social de ámbito mundial.
Consecuencias: ?

José Antonio Chamorro Manzano
XVI Promoción A G M

Santi Z dijo...

Los muertos solo se levantan por voluntad de Dios y esta sociedad está muerta.Sigo con admiración las brillantísimas intervenciones en este blog de mi antiguo y respetado José Antonio Chamorro pero en esta ocasión, excepcionalmente,difiero de la progresión histórica causa-efecto que deja solución abierta en el ultimo de los acontecimientos. Y difiero porque intuyo que deja entrever que a la última causa corresponderá un efecto de similar índole a los anteriores. Pero la sociedad en la que vivimos tiempo ha que no responde a ningún estímulo. Nada sucederá salvo un nuevo gobierno el 20N y mas de lo mismo.

José Antonio dijo...

Santi, ya tenía ganas yo de echar una parrafada contigo, pues el respeto y la admiración que afirmas es mutuo.

Las diferencias de opinión son, no sólo naturales, sino también necesarias; pues cualquier opinión, para alcanzar una justa valoración por parte de terceros, necesita del adecuado contraste con otras diferentes; ya que nadie está en posesión de la verdad absoluta y sólo a través de la suma de verdades parciales podremos acercarnos a la verdad humanamente accesible. La verdad absoluta queda para Dios y quienes ya conviven con Él.

Con mi comentario anterior, no he pretendido ser catastrofista ni optimista. Simplemente, he querido ser realista, he querido dejar constancia ante “quien sea” de que, el tratamiento con el que se le está haciendo digerir a la opinión publica el monstruoso atentado de Oslo, no es un tratamiento natural.

Y, si la sociedad actual está muerta, sería por causa de la neutralización de las ideologías capaces de proporcionarle la acertada y necesaria filosofía de vida. Por ello, trato yo de aportar ante “quien sea” mi pequeña verdad; pues también él o ellos tienen alma con conciencia del bien y del mal, la pone Dios en cada una de todas las almas.

Lástima que este espacio sea tan reducido, y no pueda contestarte más cumplidamente. Veremos si es posible hacerlo en algún artículo nuevo.

José Antonio Chamorro Manzano
XVI Promoción A G M