ESE EJÉRCITO QUE VES.
Y así, de modestia llenos,
a los más viejos verás,
tratando de ser lo más,
y de parecer lo menos.
Poetas Muertos
INICIO

27/7/11

El Ejército del Papa en la JMJ









LEGIONARIOS, MARINES...EN MADRID

         El Ejército del Papa en la JMJ

La JMJ de Madrid también contará con la presencia de miles de militares. Los Legionarios llevarán a su Cristo hasta el Papa.



                                                         Los legionarios con el Cristo de Mena

27/07/2011
Libertaddigital.com
JAVIER LOZANO

Entre los cientos de miles de jóvenes que invadirán Madrid de cara a la Jornada Mundial de la Juventud que se celebrará en agosto también se podrá ver una importante representación de militares católicos de todo el mundo, entre ellos muchos españoles, que acompañará al Papa Benedicto XVI.
El Arzobispado Castrense, ordinariato que engloba a los fieles de las Fuerzas Armadas y la Guardia Civil, trabaja a pleno rendimiento para preparar la visita. Por su condición de militares uniformados, las actividades de estos peregrinos serán especialmente vistosas.
Además de participar en los actos centrales de la Jornada Mundial, los cientos de militares y sus familias tendrán actos propios donde podrán compartir sus vivencias con compañeros de otros países. Según ha informado el propio arzobispo castrense, don Juan del Río, ya se han inscrito 600 militares españoles uniformados, otros 1.200 que van como miembros de sus parroquias y movimientos y procedentes de 17 países llegarán otros 700 militares uniformados, de estados como Australia, Estados Unidos o Francia, entre otros.
Sin embargo, el acto central y más esperado será la procesión que realicen por Madrid y su participación en el Vía Crucis que presidirá el Papa por el Paseo de la Castellana el viernes 19 y en el que participarán quince pasos muy representativos de la Semana Santa de toda España. Entre ellos estará el Cristo de Mena, más conocido como el Cristo de la Legión, que ocupará la undécima estación. Como es habitual, la imagen irá portada y escoltada por miembros y gastadores de la Legión, que le acercarán hasta el Papa.
Según los organizadores, estarán con el Cristo de Mena caballeros del IV Tercio de la Legión Alejandro Farnesio, con base en Ronda. Hasta Madrid se desplazará igualmente una compañía de honores, banda de música y escuadra de gastadores, tal y como ocurre en Málaga el Jueves Santo. Además, a la imagen también le acompañarán más de 700 miembros de la Cofradía. Junto a ellos desfilarán uniformados todos los militares españoles y extranjeros participantes en la JMJ.
El Cristo de la Legión estará custodiado en la Catedral Castrense donde se desarrollarán la mayoría de actos de los militares y en el que habrá guardias de honor por parte de los Legionarios. Además, el jueves 18 la imagen será trasladada en procesión desde la catedral de las Fuerzas Armadas hasta el cuartel general del Ejército de Tierra y será portado igualmente por los caballeros legionarios.
Sin embargo habrá más actos en esta "JMJ castrense". Los caídos también serán honrados en esos días. Durante la mañana del jueves 18 de agosto se llevará a cabo en la Puerta del Príncipe del Palacio Real un acto de recepción de las banderas de los países participantes y posteriormente se hará un homenaje a los Caídos que dieron sus vidas por sus países. Tras este emotivo acto procesionarán con el Cristo de los Alabarderos hasta la Catedral castrense.
De cara al encuentro con el Papa y animando a los jóvenes miembros de la FAS y de la Guardia Civil el arzobispo Del Río termina así su escrito a los militares: "Con la confianza puesta en Dios, por la intercesión de nuestro querido Beato Juan Pablo II iniciador de esta gran encuentro evangelizador de la juventud, las nuevas generaciones militares de todo el mundo, puedan repetir aquello que pronunció un hombre de las milicias romanas a los pies de Jesús Crucificado y Abandonado: ‘Verdaderamente Éste era el Hijo de Dios’".

Javier de la Uz

1 comentario:

Chevi Sr. dijo...

‘Verdaderamente Éste era el Hijo de Dios’". Todavía se me ponen los pelos de punta.